Emvipsa continúa adecuando los trabajadores de Crespo a los de la Empresa de la Vivienda

Emvipsa continúa adecuando los trabajadores de Crespo a los de la Empresa de la Vivienda
El concejal delegado del área, David Vilches, anuncia que el próximo mes se iniciará la negociación de las tablas salariales

La Empresa Municipal de la Vivienda, Emvipsa, continúa trabajando en la adecuación de la situación laboral de los empleados de Limpiezas Crespo con respecto a los de la propia empresa.

El edil de Emvipsa, David Vilches, informó sobre la situación de la empresa con la encomienda de gestión de los trabajadores de Crespo “que a partir de mayo seguirá con la negociación de las tablas salariales, que quedó en pendiente en reuniones anteriores”.

Vilches destacó que se han reducido diferencias con los trabajadores de Emvipsa, “en pagos y complementos que no venían en el anterior convenio de Crespo, y de hecho en 2016 se recuperaron dos días de enfermedad sin baja médica, el 5 de enero y 24 y 31 de diciembre de descanso y reducción del horario en meses de verano”.

“Este año han tenido los tres días de Semana Santa, cinco días de asuntos propios y el próximo año tendrán los seis días como el resto de compañeros, así como ayudas de natalidad de 135 euros”, entre otros complementos; según indicó el edil, lo que supone un coste económico de unos 350.000 euros en ambas anualidades. De Crespo se contabilizan un total de 162 empleados

En lo que se refiere al apartado de nóminas “a partir del 1 mayo se empezarán a negociar las tablas salariales, lo que estaba dentro de nuestra agenda una vez que se aprobaran los presupuestos municipales”

“Ante todo, dar tranquilidad a los trabajadores, que confíen en la empresa y en el Comité de empresa, para que su situación sea, lo más pronto posible, equitativa al resto de compañeros”, indicó Vilches.

Con respecto al acuerdo de las ventas de los locales de las cofradías del Huerto y Desamparados y el Pobre y Esperanza para levantar casas hermandad en calle Cristo, cuya reserva se llevó a cabo en el anterior mandato del PP, “estamos pendientes de sentarnos con ambas cofradías, y nuestra propuesta es sacar adelante este tema”, trabajando en la adecuación conforme al Plan Especial de Protección y Reforma Interior (PEPRI).

“Dentro del Consejo tendremos que estudiar esta situación para ver la decisión jurídica que tendría que adoptar la empresa, ya que supuso unos 125.000 euros por el que se vendieron dichos locales y de lo que no estaba todo totalmente cerrado”.